La policía cubana disuelve una protesta de las ‘Damas de Blanco’ en La Habana

Por Milagros López de Guereño

Querían entregar una carta a Castro en la que pedían la libertad para sus familiares, opositores al Gobierno

La habana. DV. Mujeres policía disolvieron ayer por la fuerza la protesta realizada por una decena de Damas de Blanco en un parque próximo a la Plaza de la Revolución de La Habana -centro del poder político cubano- para exigir la liberación de sus familiares.

Las esposas de los opositores presos llegaron a primeras horas de la mañana con la intención de entregar una carta al presidente Raúl Castro y al ministro del Interior, Abelardo Colomé, pidiendo la libertad para sus esposos, padres, hijos o hermanos detenidos y condenados a penas de hasta 28 años de prisión en la primavera del 2003, «fundamentalmente de los 55 que nos quedan del grupo de 75».

Poco después aparecía una veintena de agentes del ministerio del Interior. Las damas se sentaron en una acera agarradas por los brazos. Las policías les pidieron que se separaran, pero ellas se negaron. Entonces emplearon la fuerza para separarlas y, a rastras, introducirlas en un autobús en el que las llevaron a sus domicilios. «No están detenidas, las vamos a sacar de aquí», explicó una agente.

Una de las mujeres reprimidas gritó mientras era forzada a subir al vehículo: «están muriendo, están muriendo».

Simultáneamente, un centenar de simpatizantes del gobierno -féminas mayoritariamente- llegados desde edificios de oficinas y residenciales vecinos, comenzaron a corear: «¡pin, pon fuera, abajo la gusanera!» y empujaron y golpearon a las mujeres manifestantes.

Laura Pollán, esposa de Héctor Maseda y portavoz del grupo galardonado con el Premio Sajarov de los Derechos Humanos, dijo antes de la intervención policial que «lo importante es que estamos aquí en la Plaza, que siempre nos habían planteado que no podíamos llegar a la Plaza y aquí estamos para pedir la libertad de nuestros presos».

Añadió que «no nos iremos hasta que ellos sean liberados o nos arresten. Hemos esperado lo suficiente, queremos hablar con el nuevo presidente». Las mujeres llevaban camisetas con las caras y los nombres de sus esposos, pero no llevaban enseñas ni pancartas. Tres años atrás también llegaron a la Plaza de la Revolución, donde se encuentran las oficinas del Gobierno y la sede del Partido Comunista, pero igualmente su plante fue disuelto.

Las mujeres denunciaron que 27 de los 75 presos están «desterrados de sus provincias de residencia y en régimen de severidad», la mayoría enfermos, y sufren «tratos crueles e inhumanos», según denunciaron.

Los maridos y otros familiares de las Damas de Blanco fueron arrestados durante la conocida como primavera negra de 2003, cuando 75 opositores al Gobierno de Fidel Castro fueron encarcelados a largas penas de prisión tras ser considerados culpables de trabajar para Estados Unidos con el fin de subvertir al Ejecutivo de la isla caribeña.

 damas4.jpg

 damas5.jpg

 damas6.jpg

damas8.jpg

 damas9.jpg

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s